Información de la revista
Vol. 29. Núm. 3.
Páginas 232-233 (Mayo - Junio 2015)
Respuestas rápidas
Compartir
Compartir
Descargar PDF
Más opciones de artículo
Visitas
2147
Vol. 29. Núm. 3.
Páginas 232-233 (Mayo - Junio 2015)
Carta a la directora
DOI: 10.1016/j.gaceta.2014.11.005
Open Access
Cuando el radón es beneficioso para la salud
When radon is beneficial to health
Visitas
2147
Francisco Maravera,b,
Autor para correspondencia
fmaraver@med.ucm.es

Autor para correspondencia.
, Ana Isabel Martín-Megíasb,c, Iluminada Corvilloa,b, Francisco Armijoa,b
a Escuela Profesional de Hidrología Médica, Facultad de Medicina, Universidad Complutense, Madrid, España
b Departamento de Medicina Física y Rehabilitación, Hidrología Médica, Facultad de Medicina, Universidad Complutense, Madrid, España
c Servicio de Termalismo, IMSERSO, Madrid, España
Contenido relaccionado
Gac Sanit. 2014;28:439-4110.1016/j.gaceta.2014.09.003
Alberto Ruano-Raviña, Luis Quindós-Poncela, Carlos Sainz Fernández, Juan M. Barros-Dios
Gac Sanit. 2015;29:233-410.1016/j.gaceta.2014.12.005
Alberto Ruano-Raviña, Luis Quindós-Poncela, Carlos Sainz Fernández, Juan M. Barros-Dios
Este artículo ha recibido
2147
Visitas

Under a Creative Commons license
Información del artículo
Texto completo
Bibliografía
Descargar PDF
Estadísticas
Figuras (1)
Texto completo
Sra. Directora:

Hemos leído con interés el editorial de Ruano-Ravina et al.1 publicado en Gaceta Sanitaria y queremos hacer los siguientes comentarios: es de notar el interés actual de los responsables de salud pública sobre el radón interior y su repercusión negativa sobre la salud, pero desde nuestro punto de vista profesional queremos destacar aspectos positivos de la utilización del radón y sus acciones favorables para la salud. La medicina termal y la espeleoterapia emplean aguas mineromedicinales, peloides y gases, entre ellos el radón2.

Yamaoka et al.3 estudiaron los efectos biológicos del radón en la osteoartritis, aplicándolo por inhalación en una cámara a 42°C, con un 90% de humedad y a una concentración de 2080Bq/m3, durante 40 minutos, cada 2 días en 6 semanas, y concluyeron que la inhalación de radón mejora la función inmunitaria y antioxidante, con un incremento de la superóxido dismutasa, lo que sugiere que esta terapia contribuye a la prevención de la osteoartritis.

Falkenbach et al.4 realizaron un metaanálisis sobre la terapia con radón aplicada a los trastornos reumáticos, estudiando el dolor. Seleccionaron cinco ensayos clínicos con un total de 338 pacientes. En tres se utilizaban tratamientos balneoterápicos (baños de 20 minutos en aguas con una concentración de 0,3-3 kBq/l) y en dos espeleoterapia (1 hora en galería con una concentración ambiental de 30-160 kBq/m3). Dos estudios eran sobre la espondiloartrosis, uno sobre la artritis reumatoide y dos sobre la espondilitis anquilosante. Los autores concluyen que estas terapias no mostraron diferencias significativas inmediatamente después del tratamiento, pero sí una reducción significativa del dolor en el grupo de radón a los 3 y 6 meses del tratamiento.

Annegret y Thomas5, en un estudio multicéntrico realizado en siete centros termales (cuatro alemanes y tres austriacos) con 681 pacientes aquejados de dolor crónico de espalda, osteoartritis, artritis reumatoide y espondilitis anquilosante, valoraron el dolor, la calidad de vida, la capacidad funcional y el consumo de fármacos. Aleatoriamente dividieron la población en dos grupos: uno experimental de 342 pacientes y otro control de 339 pacientes. En seis centros, al primer grupo se le somete a balneación: 12 sesiones durante 3 o 4 semanas, con una duración de 20 minutos, a 36-38°C; el segundo grupo recibió igual tratamiento, pero con agua de la red. En el otro centro aplicaron 10 sesiones de espeleoterapia de radón durante 3 semanas, y al grupo control baños de vapor a 37-41°C y 70-99% de humedad. Los resultados indican un efecto analgésico de la terapia con radón hasta 9 meses después de la intervención, y un menor consumo de analgésicos.

Aunque son numerosos los estudios sobre la terapia con radón, y siendo conscientes de las limitaciones de los arriba citados, sería deseable ampliar el número de ensayos con un tamaño de muestra suficiente para que los resultados tengan mayor significación estadística y puedan generalizarse.

En España, Ródenas et al.6 midieron el 222Rn de aguas minerales de 82 balnearios y encontraron un rango de <4 a 1868Bq/l; 24 de ellas, por superar el valor de 63,7Bq/l, se clasifican como aguas mineromedicinales radiactivas según la legislación vigente (fig. 1)7.

Figura 1.

Balnearios con aguas mineromedicinales radiactivas.

(0,15MB).

Por último, queremos destacar que, aun siendo necesarias e importantes las aportaciones como la de Ruano–Ravina et al.1 alertando sobre las repercusiones del radón interior en casos de exposición a largo plazo sobre el cáncer de pulmón, es también de interés conocer los beneficios para la salud que puede aportar el radón a concentraciones adecuadas y con una exposición limitada, con prescripción y control sanitario, como ocurre en el ámbito de la medicina termal y reflejan los trabajos citados.

Contribuciones de autoría

Todos los autores han participado en la concepción y el diseño del trabajo, la interpretación de los datos, la escritura de la carta y su revisión crítica con contribuciones intelectuales. Todos los autores han aprobado la versión final para su publicación.

Financiación

Ninguna.

Conflictos de intereses

Ninguno.

Bibliografía
[1]
A. Ruano-Ravina, L. Quindós-Poncela, C. Sainz Fernández, et al.
Radón interior y salud pública en España. Tiempo para la acción.
Gac Sanit., 28 (2014), pp. 439-441
[2]
C. Gutenbrunner, T. Bender, P. Cantista, et al.
A proposal for a worldwide definition of health resort medicine, balneology, medical hydrology and climatology.
Int J Biometeorol., 54 (2010), pp. 495-507
[3]
K. Yamaoka, F. Mitsunobu, K. Hanamoto, et al.
Study on biologic effects of radon and thermal therapy on osteoarthritis.
[4]
A. Falkenbach, J. Kovacs, A. Franke, et al.
Radon therapy for the treatment of rheumatic diseases - review and meta-analysis of controlled clinical trials.
Rheumatol Int., 25 (2005), pp. 205-210
[5]
F. Annegret, F. Thomas.
Long-term benefits of radon spa therapy in rheumatic diseases: results of the randomised, multi-centre IMuRa trial.
Rheumatol Int., 33 (2013), pp. 2839-2850
[6]
C. Ródenas, J. Gómez, J. Soto, et al.
Natural radioactivity of spring water used as spas in Spain.
J Radioanal Nucl Ch., 277 (2008), pp. 625-630
[7]
Maraver F. Maps. En: Maraver F, Aguilera L, Armijo F, et al. Vademecum of Spanish mineral-medicinal waters. Madrid: ISCIII; 2003. p. 277-87.
Copyright © 2014. SESPAS
Idiomas
Gaceta Sanitaria

Suscríbase a la newsletter

Opciones de artículo
Herramientas
es en

¿Es usted profesional sanitario apto para prescribir o dispensar medicamentos?

Are you a health professional able to prescribe or dispense drugs?

es en
Política de cookies Cookies policy
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. To improve our services and products, we use "cookies" (own or third parties authorized) to show advertising related to client preferences through the analyses of navigation customer behavior. Continuing navigation will be considered as acceptance of this use. You can change the settings or obtain more information by clicking here.